Una gran fiesta de ORO !!

Una gran fiesta de ORO !!

El pasado 28 de Abril tuvimos un día inolvidable en La Vega del Henares; las bodas de oro de C&E.

50 años de amor que se reflejan en una fiesta llena de recuerdos y emociones.

Los invitados eran recibidos en La Quinta del Henares por una fila de camareros que ofrecían champagne Moët & Chandom rose y brut para darles la bienvenida.

Un día soleado y caluroso para el que los anfitriones tenían preparadas gafas de sol y sombreros, panameños que agradecieron.

El cóctel estuvo compuesto por un food truck de ostras y champagne, show cooking de sushi y tartar de salmón, tomate y steak de buey además de distintas referencias de bandejas con delicias como lingote de oro de foie, macarons de sobrasada, rulo de gorgonzola y pimiento de cristal, inocente de taco de salmón y salsa tartara, canelón de pato con salsa de parmegiano, croquetas de txangurro, zamburiña gratinada, sándwich de rabo de toro, barquita de raba de bogavante…

La música de la banda cubana de Emilio, hizo que el momento fuese único.

Al son de la canción de Raphael “Estar enamorados”, hicieron su entrada los novios, momento en el que se dio paso al almuerzo dentro del salón, presidido por tres fotografías ampliadas de los anfitriones con sus padres, hijos y nietos y que daba a la estancia un ambiente familiar e íntimo durante toda la celebración.

El menú estaba compuesto por ensalada de cigalitas con vinagreta de papaya, taco de angus con corona de patata, cebollitas tiernas y pimiento de cristal, siendo el postre, miniatura de tarta árabe, miniatura de lingote de avellana y delicias de chocolate con churros. Todo ello agasajado con música de los años sesenta, setenta y ochenta.

Al finalizar los cafés comenzó la actuación de Javi Martín llenando de risa y magia todo el salón para terminar con la discoteca hasta altas horas acompañada de recena de mini hamburguesas, perritos, kebab y pizzas.

Una maravillosa mesa de más de tres metros de largo y compuesta por una gran variedad de dulces y, por supuesto, sin faltar una espectacular tarta que hizo las delicias de todos los invitados.

El dorado fue el color protagonista, como no podía ser de otra forma, durante todo el evento.  Desde las gafas de sol hasta los detalles de las minutas, el protocolo de mesas, la mesa de dulces así como los regalos que se entregaron a los invitados durante el café.

Un día lleno de magia y emociones que se tiñó de iluminación en tonos malva y dorados al caer el sol.

Desde LA VEGA DEL HENARES deseamos a E&C otros 50 años más de amor y felicidad.